No es lo mismo comprar que aprovisionar

Aprovisionar es “abastecer o adquirir lo necesario” y comprar también significa “adquirir un bien”, pero existen diferencias entre ellas; la principal diferencia entre la función de Compras y la de Aprovisionamientos está en el carácter y la finalidad de cada una.

Mientras que “comprar” es una función de carácter estratégico, aprovisionarse es todo lo contrario, una labor totalmente operativa. Comprar significa, entre otras, buscar productos que satisfagan una necesidad, comparar entre varios, negociar precios y condiciones con proveedores, homologar, controlar la calidad, hacer pruebas para comprobar que se cumple lo prometido por el proveedor, presupuestar, controlar,… En definitiva, una serie de tareas de vital importancia para que los suministros y las materias primas sean acordes con las necesidades de la empresa. Siendo así  la diferencia las funciones de “Compras” y “Aprovisionamientos”

Comprar es una función de carácter estratégico, aprovisionarse es todo lo contrario, una labor totalmente operativo. Clic para tuitear

La función de aprovisionamiento “es la ejecución pura y dura de las compras”, previamente acordadas, en los momentos en los que se necesitan las materias primas o los suministros.

Una diferencia fundamental entre ambas acepciones es la negociación de los precios, de manera que esta se convierte en un objetivo de suma relevancia dentro de las compras, hasta el momento en el que se marca un presupuesto final con los proveedores. El aprovisionamiento, sin embargo, se ciñe a otro esquema en donde la máxima es minimizar la inversión en el inventario que la empresa necesite.

En cualquier caso, para el óptimo funcionamiento del departamento y el logro de los objetivos y sus recursos, la correcta separación entre Compras y Aprovisionamiento es fundamental, por lo que es necesario señalar los otros aspectos diferenciales entre ambas áreas:

  1. La primera diferencia aparece en el tiempo; en Compras, según la materia que se negocie, el tiempo del acuerdo puede dimensionarse a corto, medio o largo plazo. Mientras, el Departamento de Aprovisionamiento trabaja a corto o medio plazo.
  2. El Departamento de Compras gestiona las relaciones y el Departamento de Aprovisionamiento, las existencias.
  3. Por otro lado, Compras coordina frente a la gestión de flujos físicos que lleva a cabo Aprovisonamiento.
  4. La identificación de los riesgos ha de hacerla Compras; mientras, Aprovisionamiento, se encarga de la resolución de conflictos puntuales.
  5. En materia de información, Compras la gestiona y Aprovisionamiento aporta la información de los precios –a Compras-.
  6. Por último, es necesario decir que el Departamento de Compras está vinculado a todas las funciones; no ocurre lo mismo en Aprovisionamiento, cuya función es trasladar las órdenes de pedido adjudicadas.

En definitiva, Comprar es contratar, aprovisionar es consumir. Son dos procesos complementarios pero totalmente diferentes, tanto en sus actividades y sus enfoques como en sus ritmos de gestión. Confundir comprar con aprovisionar es un error muy habitual, origen de muchos problemas en esta área de nuestra empresa.

Confundir comprar con aprovisionar es un error muy habitual, origen de muchos problemas en esta área de nuestra empresa. Clic para tuitear